Aunque la armonía de los espacios pareciera un tema que solo toca el feng shui, la tendencia actual en la arquitectura lo ha tomado más en que serio, para realizar diseños de edificios o casas que generen bienestar mental en las personas.


Una construcción con espacios bien distribuidos es un tema importante en la arquitectura de hoy, porque según se ha comprobado, si se construyen edificaciones con espacios más amplios, con más luz natural y más cerca de la naturaleza con paisajes que se puedan ver a través de las ventanas, generan una mejor salud mental en las personas que visiten, vivan o trabajen en esos lugares.


Muchos de los proyectos arquitectónicos trabajan de la mano con sociólogos e incluso psicólogos, como pasa con un hospital mental que se está construyendo en Nuuk, Groenlandia, donde la firma escandinava White Arkitekter está trabajando para lograr el “equilibrio perfecto entre una atmósfera calmada, sana y confiable”, según nos detalla un artículo del sitio  español Inspiring Good Living.


Los puntos básicos para esta construcción son los siguientes:

  • Estructuras que promuevan la dignidad
  • Fomento a la normalidad
  • Creación de una atmósfera libre y abierta
  • Promoción de la interacción social
  • Promoción de la independencia de los pacientes
  • Vista hacia el exterior y libre acceso al entorno exterior
  • Equilibrio de las demandas de un entorno de cuidado de la salud seguro y saludable


El sanatorio mental que tendrá 3.300 metros cuadrado, tendrá una impresionante vista de aguas heladas y picos nevados de los acantilados.


 Sin duda éste será un proyecto interesante que marcará tendencia.